Seguidores

domingo, 4 de noviembre de 2012

Soy aire




Soy aire,
amo el rastro de la espuma
que hago rodar sobre los telares líquidos.
El cielo es aire azul
que derrama su metal fundido sobre el océano.

Soy aire ancestral
como la memoria invisible de lo que no puede recordar,
el señor de la luz,
el marinero de la lluvia,
la torre sibilante de las nieves más duras y heladas,
el pastor que lleva a los remansos sus nubes tronadoras
y dobla un instante la flor hasta el suelo
porque ha querido besarlo y no puede.

Soy el aire silencioso,
el desnudo de pensamiento,
el monje del mediodía contemplativo,
la vida que respira,
la muerte que se ausenta brevemente
y juntas regresan
en el polvo y en la tierra
que soplo
y humildemente se levantan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario