Seguidores

miércoles, 11 de mayo de 2011

BASTANTE TRIVIAL

Nataly cerró de prisa su pequeño bloc de notas.
--¿Qué significa trivial?
Se quedó con los ojos azules bien abiertos. Sin parpadear.
Criiic…guash…guoooom…craccc…crac…buzzzz… Una masa alquitranada de sonidos zumbó en el espacio del amplio y concurrido restorán. Luces veladas de espaldas a todos, unos rostros sonrientes, movimientos de manos, mozos y damas vestidos de negro avanzando por laberintos de servidumbre, flores rígidas y sin olor, plasmas en muros pintados, satín, más brillos, músicos pagados, condimentos y buenos olores. Movimientos precisos para un ritual cada vez más perfecto. Bellezas, pulcritud, eficiencia para satisfacer la lujuria contenida de hombres y mujeres.
El renombrado ingeniero Steven Joking, deslumbrantemente atractivo y perfumado, miró los senos de la joven.
--¿Por qué me preguntas eso?
Aires fríos repentinos cuando se abre una puerta al exterior. Colores entre la noche, resplandores de una fila de vehículos relucientes.
--El narrador de este cuento me llamó trivial.
--¡Ah!...
Joking buscó rápidamente una respuesta en sus archivos mentales.
--Trivial es un término de cuño reciente… Ese amigo tuyo ha querido decirte que se te ha facilitado la vida para circular por tres vías… tri-vial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario