Seguidores

sábado, 13 de octubre de 2012

No somos nada





No somos nada,
la permanencia es una huesera de cosas muertas
pues lo que ha vivido ya no vive y se ha ido,
sólo la materia densa se hunde en esta roca
atravesada en la memoria descompuesta del niño
que se emociona con la belleza de las cosas muertas
y juega inagotable con la vida inexistente y putrefacta.

No somos nada
y aun así arrastramos la mole de Sísifo
al despertar cada mañana
sobre una luz que baja y baja
incomprensible y animosa a la tiniebla.

Y aún así me maravillo con esta nada
que siente sed y bebe,
que dice Hágase la luz
y su luz aparece en medio de la nada.

2 comentarios:

  1. Una bonita entrada.
    Un sentimiento que nos acompaña a lo largo de la vida.
    Me gustó esa Nada, que sin embargo come y bebe
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, Pepi, bonita nada que apenas le alcanza para beber, si puede...
      Gracias y un gran abrazo.

      Eliminar